Hot Cross Buns

10.4.17



Buenos días, ¿qué tal ha ido la semana?
Hoy os traigo mi aporte de una receta de semana santa aunque debería decir Easter ya que estos bollitos son típicos de Inglaterra, más concrétamente se toman en viernes santo.


En la entrada de la TartaBakewell ya os hablé de Rosa y su blog Pemberley Cup & Cake y es que su blog me tiene enamorada ya que no sólo pone la receta y ya sino que habla sobre la procedencia de la receta. Gracias a ella he aprendido que estos bollitos son típicos del viernes santo vienen de la época de los Tudor donde los bollos especiados sólo se podían tomar en Viernes Santo, Navidad y en funerales. Si queréis aprender más sobre estos bollos o sobre la repostería anglosajona no os perdáis su blog.


Estos bollitos son bastante tiernos y duran varios días así. Yo los he comido solos aunque seguro que con un poco mermelada están también bien ricos. He intentado ser bastante fiel a la receta que pone ella aunque algún cambio sí que he hecho y he cambiado las pasas, que no me gustan nada, por chips de chocolate. Aunque llevan su tiempo no son nada complicados de hacer y realmente merece la pena por lo ricos que salen.



Ingredientes (8 unidades)
  • 180 ml de leche
  • 35 g de mantequilla
  • 260 g de harina de fuerza
  • 35 g de azúcar
  • 1 huevo
  • 4 g de levadura seca de panadería
  • 35 g de chips de chocolate
  • 1 cucharadita de canela
  • 1/4 cucharadita de nuez moscada
  • 1/4 cucharadita de jengibre
  • 1/4 cucharadita de pimienta
  • Mermelada de albaricoque para decorar


Ingredientes para las cruces
  • 35 g de harina
  • 2-3 cucharaditas de agua fría
  • Ponemos la leche en un cazo y llevamos a ebullición. Cuando rompa a hervir retiramos y añadimos la mantequilla. Dejamos reposar y templar.
  • En un bol ponemos la harina, el azúcar, la levadura t la sal. Hacemos un hueco en medio y añadimos la leche y el huevo.
  • Mezclamos primero con una cuchara de palo y acabamos amasando con las manos, primero en el bol y luego en una superficie previamente enharinada..
  • Colocamos la masa en un bol engrasado y dejamos reposar 1 hora.
  • Después de este tiempo añadimos el chocolate y las especias. Amasamos 5 minutos y dejamos reposar en el bol otra hora.
  • Desgasificamos la masa dando varios golpes con el puño y hacemos bollitos iguales (a mi me salieron de más o menos de 65 g). Dejamos reposar otra hora en una bandeja de horno.
  • Precalentamos horno 220º. Mezclamos la harina con el agua poco a poco hasta tener una masa con textura de pasta de dientes. La ponemos en una manga pastelera ha hacemos cruces sobre los panecillos.
  • Horneamos 15 minutos.
  • Sacamos del horno y mientras están todavía caliente pincelamos los bollos con mermelada de albaricoque ligeramente caliente.


Nos vemos el jueves con una nueva receta. Feliz semana :)

















6 comentarios:

  1. ¡¡Hola Marta!! ¡¡Qué tiernos se ven!! Reconozco que las masas es más el tiempo de reposo que su dificultad en si, pero siempre dan respeto, por si en el último momento algo falla y no levan, creo que es el terror de todos, ja, ja. Pero luego quedan siempre unas masas tan esponjosas que merecen la pena.
    Aunque me gustan mucho las pasas me ha encantado tu cambio por los chips de chocolate. ¡¡Deliciosos!! Besitos.

    ResponderEliminar
  2. Hola! Te han quedado espectaculares, nos comeríamos un par de ellos ahora mismo jeje besis

    ResponderEliminar
  3. Maaaaaarta, ¡se ven buenísimos!
    Yo no tengo nada contra las pasas, pero el chocolate me gusta mucho más, jeje. ¡Perfectos así!

    ResponderEliminar

Ya sabéis la ilusión que hacen lo mensajes y yo no iba a ser menos.
Me encanta leer vuestros comentarios y siempre que pueda los contestaré.
¡Muchas gracias por pasaros y comentar!
Un beso :)